¿Cómo colabora la lana mineral de vidrio en el ahorro de energía?

Evaluando todos los impactos ambientales que genera la lana mineral de vidrio, desde la “cuna hasta la tumba” (extracción de las materias primas, fabricación, vida útil del edificio, y posterior demolición y final de vida de la lana de vidrio) la cantidad de energía que nos ahorramos es mayor a la que consume.

Durante el proceso de producción, la lana mineral de vidrio es el material aislante de menor impacto medioambiental por lo que su contribución a la protección del entorno es máxima debido a:

• Naturaleza natural e inorgánica de la lana mineral (lana mineral de vidrio).
• Materia prima compuesta por minerales naturales (arena, calcita, magnesita…), que son abundantes en la tierra y pueden considerarse practicamente inagotables.
• Reducido consumo de recursos naturales gracias a las excelentes prestaciones obtenidas con productos ligeros.
• Inclusión del vidrio reciclado proveniente del propio proceso de fabricación.
• El reciclado de vidrio de procedencia externa colabora con la protección del medio ambiente valorizando el vidrio ya utilizado.
• Minimización de los efluyentes de la fábrica mediante filtrado y recogida selectiva.
• Máximas prestaciones térmicas y acústicas con mínimos consumos de recursos naturales (baja densidad).